1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)
Las cofradías tuvieron una gran actividad en otros tiempos, cuando se encargaban de organizar fiestas, ornamentar templos, arreglarlos, o eran las entidades más importantes de la parroquia, con cientos de cofrades. Ponte do Porto contó con unas cuantas cofradías y de ello nos quedan obras financiadas por ellas (retablos, imágenes, orfebrería) o las fotos de viejas procesiones. Algunas aun siguen con vida, como la del Sacramento en Ponte do Porto, cuyo mordomo sale todavía a pedir por las casas, y el día del santo en el templo se ofrece la cera del año. Tiene 255 años de antigüedad, sin interrupción. De las otras cofradías solo mantenemos con vida las procesiones, como las de san Pedro, san Antonio, san Roque, el Socorro. Los siglos XVII y XVIII fueron la edad de oro de las cofradías, gracias a la extensión de cultivo del maíz, cuyos ferrados sirvieron para financiar estas entidades dependientes del derecho canónigo, o sea del Arzobispado. Las presidia el párroco y contaban con una mordomo encargado durante un año de las cuentas. Los cofrades pagaban una cuota anual, normalmente en especie (trigo, maíz).

La cofradía de nuestra señora de Guadalupe se constituye en 1781, fecha en la que tenemos un libro de dádivas y limosnas. La antigua capilla fue destruida en 1954. En 1770 hubo una epidemia en Ponte do Porto y alrededores, como podemos saber por la pérdida de 44 cofrades de la cofradía del sacramento que se indica fueron por esta causa. Por ello es posible que la iglesia se levantara para combatir la peste, labor encomendada a San Roque y a San Sebastián. Ambos santos venerados en la capilla. El 26 de junio de 1852 se coloca una campana nueva en el santuario, realizada por el compostelano Dámaso Palacios, con un peso de 7 arrobas y 10 libras a 10 reales la libra. El campanero llevó la vieja, con un peso de 11 libras y un cuarto. Se recaudaron ocho ferrados y medio de maíz y 25 reales. En 1844 y 1852 también hay episodios de importantes bajas, en este caso por causas económicas, bien porque muchos vecinos estaban trabajando fuera, o porque otros no podían pagar la cuota. Son años de hambre y emigración.

En Ponte do Porto había otras cofradías, como vimos, la más importante era la del Sacramento fundada en 1675 y aun existente. Todos los vecinos estaban inscritos y por eso sabemos algunos de los censos de otras épocas, ya que cada cofrade es una casa, un “lume”. En el año de su fundación tenía 14 cofrades en Camelle, 27 en Arou, 4 en Lazo, 7 en Xarás, 28 en O Allo, 13 en Dor, 5 en Porto, 17 en O Sixto, 3 en Curros, 37 en Barrosas. Uno de sus promotores fue don Martín do Mouzo de Arou. Mordomos célebres fueron Blas Espín en 1800, o Pedro Manuel de Canosa en 1831, caballero de S.M. Don Pedro Álvarez de Carantoña Mendoza y Montenegro fue un importante patrono al igual que de la del Sacramento de Carantoña fundada en 1698.

La del Rosario se funda en 1707. La del Sagrado Corazón de Jesús en 1745, con 220 cofrades, promovida por don Francisco y don Bernardo de Castro. Antigua era la del Espíritu Santo de Camelle, lugar que pertenecía a Ponte do Porto, fundada por Gregorio de Lema de Sabadelle en 1690. Era también cofrade del Sacramento de Carantoña. Su romería era muy famosa, pues Pentecostés era una de las grandes fiestas desde la edad media y a Camelle acudían cientos de romeros, como a Arou en donde ya había una capilla de san Bartolo en el siglo XVI, pero en 1776 se indica que la capilla está “indecente”. Cuando Carnés era anexo de Ponte do Porto se creó en 1609 la cofradía de San Cristóbal y la famosa fiesta de A Faguía, fundada por el cura de Ponte do Porto y Carnés.

por Rafael Lema

Engadir un comentario