A Xunta Directiva do CNC non parará ata desaloxar aos okupas ilegaisA web do Club Naútico de Camariñas publica este luns 5 de marzo o comunicado da Xunta Directiva que en breve recibirán todos os socios da institución náutica decana da Costa da Morte. Escrita nun modo inusualmente duro, nela dase conta entre outras cuestións da interposición da demanda xudicial de deshaucio, da negativa reiterada dos antigos concesionarios abandoar o Bar Restaurante así como do vergonzante incumprimento por parte destos do acordo ao que chegara (diante de testigos) nunha reunión celebrada o 1 de febreiro de 2012 na Coruña, a representación dos mesmos, un político habitual perdedor de todo tipo de eleccións, que polo que se ve na súa casa xa non debe pintar moito. Tentativas de solución consensuada por parte da Directiva que sistemáticamente foron rexeitadas e boicoteadas por parte de quen dende fai dous meses ocupa ilegalmente as súas instalacións. Por outra parte resulta relevante destacar que a Xunta Directiva advirte que o CNC "es totalmente ajeno al funcionamiento del Bar y al servicio que en él pueda prestarse" e "que declina cualquier responsabilidad respecto a su actuación". Derivado do anterior "mientras se prolongue esta situación irregular y extraordinaria, suspende todos los actos de carácter institucional, así como cualquier tipo de eventos o celebraciones que pudieran tener lugar en las dependencias actualmente ocupadas por los antiguos concesionarios". Finalmente, advirte o que en calquer outro lugar e circunstancia resultaría obvio: que a representación legal do Club corresponde ao seu Presidente e a Xunta Directiva da que forma parte, non a políticos perdedores habituais de eleccións metidos a maiores a okupanáuticos profesionais e asaltadores de negocios particulares. Comunicado en definitiva, no que a Directiva deixa clara a súa determinación de loitar ata o derradeiro dos seus folgos pola restitución da legalidade tan flagrantemente vulnerada na que foi unha institución exemplar do ámbito náutico galego. E que volverá a selo, eso que non lle quepa a ninguén a menor dúbida.

COMUNICADO DA XUNTA DIRECTIVA DO CNC PARA INFORMACIÓN DE TÓDOLOS SOCIOS

Como ya se adelantaba en la carta abierta dirigida por el Presidente del Club hace algunas semanas, publicada en nuestra página web, queremos seguir informando a todos los socios acerca de la situación por la que atraviesa el servicio de Café-Bar del Club en cuanto situación que está impidiendo recobrar la plena normalidad en la gestión de la entidad, así como recuperar el clima de concordia que tanto ansía esta Junta Directiva y, seguramente, la práctica totalidad de los socios.

Como ya se informaba en la citada carta del presidente, los actuales concesionarios del bar han hecho caso omiso a todos los requerimientos realizados hasta la fecha por la Junta Directiva en orden a abandonar las instalaciones del Club. El pasado 27 de enero la Sociedad VIPROGA SERVICIOS, S.L., en contestación a un requerimiento notarial realizado por la Junta Directiva, se ofreció a realizar la entrega de llaves al presidente del Club en el día y hora que éste señalara al efecto. Realizado por el presidente el correspondiente emplazamiento, nuevamente se negó la entrega de llaves y el abandono de las instalaciones en base a argumentaciones un tanto rocambolescas, como existencia de intereses ocultos, confabulaciones diversas, etc, etc.

El pasado 1 de febrero, finalmente, y a iniciativa de algunos socios de la entidad que se ofrecieron a interceder buscando una solución amistosa, se alcanzó un acuerdo, refrendado por toda la Junta Directiva, en virtud del cual se abandonarían las instalaciones del Bar el pasado lunes, 6 de febrero, aprovechando el cierre semanal por descanso. A última hora de la mañana de ese mismo lunes, se modificaron unilateralmente los términos del acuerdo alcanzado y se dio marcha atrás a la decisión de abandonar las instalaciones y realizar la entrega de llaves, al rechazar la representación de VIPROGA SERVICIOS, S.L., las condiciones que ella misma había exigido para proceder al abandono del local.  

Esta Junta Directiva ha agotado todas las posibilidades a su alcance para conseguir que se cumpla el mandato emanado de la asamblea extraordinaria del pasado 17 de diciembre, el vencimiento del contrato de ocupación de las instalaciones denunciado en tiempo y forma, así como los acuerdos adoptados por esta propia Junta en cuanto órgano gestor de la entidad. No queda otra opción, pues, que la de iniciar las acciones judiciales oportunas en orden a cumplir los acuerdos tanto asamblearios como de Junta Directiva, lamentando que esta situación tenga que prolongarse aún por más tiempo.

Si no hemos informado antes acerca de la evolución de este problema es porque confiábamos en solucionarlo de forma amistosa, evitando el recurso a los tribunales, decisión extrema que ha habido que adoptar finalmente como única fórmula para evitar que esta situación llegue a eternizarse.  

Queremos comunicar a todos los socios que, obviamente, desde el pasado 10 de enero, fecha de finalización del contrato de explotación, el Club Náutico es totalmente ajeno al funcionamiento del Bar y al servicio que en él pueda prestarse. Los concesionarios han quedado desvinculados a todos los efectos, jurídicos y materiales, de nuestra sociedad, por lo que el Club declina cualquier responsabilidad respecto a su actuación.

El servicio que se viene prestando desde dicha fecha, a criterio de esta Junta Directiva, no tiene cobertura legal y se presta, en todo caso, al margen del Club Náutico de Camariñas en cuanto asociación. Es por ello que, el Club Náutico, mientras se prolongue esta situación irregular y extraordinaria, suspende todos los actos de carácter institucional, así como cualquier tipo de eventos o celebraciones que pudieran tener lugar en las dependencias actualmente ocupadas por los antiguos concesionarios.

Ciertamente la situación por la que traviesa el Club no es en absoluto agradable y la concurrencia de socios es prácticamente nula a la espera de que se pueda solventar este problema. A pesar de ello, creemos que todos somos conscientes de que se podrá recuperar la plena normalidad de forma casi inmediata en cuanto se produzca el abandono de las instalaciones. El simple cumplimiento de los términos de un contrato hubiera evitado esta situación que, repetimos, no nos cansaremos de lamentar.

Esta Junta Directiva ha estado tres años trabajando duro en mejorar nuestras instalaciones, en incrementar el tránsito de embarcaciones y, en definitiva, en gestionar escrupulosamente todas las parcelas del Club; todo ello en un entorno de crisis económica que no ha facilitado precisamente la realización de este trabajo. Seguiremos trabajando para que este proceso de mejora y consolidación de la entidad no se vea perjudicado y podamos superar este inesperado obstáculo lo antes posible.

Como todos los socios habrán podido constatar, esta Junta Directiva, durante el año 2011, ha apoyado estrechamente a VIPROGA SERVICIOS, S.L., en todo lo relacionado con su actividad hostelera, facilitándola y fomentándola en la medida de lo posible. En justa correspondencia, una vez finalizada la relación que les vinculaba al Club, entendemos que debería de cesarse en la actividad de forma inmediata tal y como ha ocurrido en años anteriores con otros muchos concesionarios que han realizado el mismo servicio durante períodos diversos.

En otro orden de cosas, queremos recordar y advertir, por obvio que parezca, que ningún socio del Club, independientemente de cual sea su condición o status personal, está legitimado bajo ninguna circunstancia para mantener cualquier tipo de relación o comunicación en nombre o representación del Club Náutico y mucho menos relaciones de carácter institucional con entidad u organismo alguno.

Por lo demás, la gestión del Club seguirá desarrollándose en condiciones de plena normalidad en el resto de ámbitos y parcelas: náutico-deportiva, administrativa, institucional, etc, y seguiremos trabajando por retomar la plena normalidad en la vida social de la entidad lo antes posible.

En esa confianza, recibid todos un cordial saludo.

LA JUNTA DIRECTIVA
1 de marzo de 2012

Engadir un comentario